Consejos para mantener una espalda saludable

Consejos para mantener una espalda saludable

  • Si usted tiene dolor de espalda, evite el reposo prolongado en cama, ya que favorece la debilidad y atrofia muscular. Es suficiente un reposo relativo las primeras 48 horas y después retome progresivamente la actividad habitual, evitando las situaciones de riesgo para la espalda.
  • No adopte posturas inadecuadas para la columna. Intente mantener, siempre que sea posible, las curvaturas fisiológicas de la misma, independientemente de la postura o gesto que tenga que realizar.
  • Cuando vaya a permanecer mucho tiempo de pie, coloque uno de sus pies más adelantado y/o elevado.
  • No incline el tronco hacia delante sin doblar las rodillas.
  • Levante los pesos con la fuerza de sus piernas y no con la espalda. Si la carga que tiene que levantar es excesiva o voluminosa, pida ayuda.
  • Utilice un colchón de dureza intermedia e intente dormir boca arriba o de lado con las rodillas flexionadas.
  • Siéntese de forma correcta, con la espalda bien pegada al respaldo, los pies apoyados en el suelo y con un buen apoyo en la zona lumbar.
  • El exceso de peso influye negativamente en la espalda, en especial en la región inferior de la columna. Es fundamental mantener un peso adecuado para evitar sobrecargar la región lumbar.
  • Intente dejar de fumar. Los fumadores son más propensos a desarrollar dolor de espalda por los efectos perjudiciales que provoca la nicotina sobre la circulación sanguínea.
  • Practique relajación. La tensión excesiva, el estrés y los problemas emocionales tienen mucho que ver con la presencia y prolongación excesiva en el tiempo del dolor de espalda. Estas situaciones favorecen que la musculatura de la espalda se contraiga, se tense y se vuelva dolorosa.

Enlaces relacionados:

 

Compartir: Meneame Fresqui Delicious

© Ibermutuamur, Mutua Colaboradora con la Seguridad Social nº 274.
Todos los derechos reservados